¿San Francisco le dió catequesis al Papa?

El 20-Mayo-1997 Antonio Colao Granda Publica en «LA VOZ DE A VILÉS» la siguiente nota:

EL VICARIO DE CRISTO

Pienso que los ciudadanos de a pie -y algunos que cabalgan- ya estamos cansados de tanta política y de tanto politicastro. Es muy difícil encontrar un columnista que se desvíe por un sólo día de hacer críticas o juicios sobre los hombres públicos que no piensen como él. Alguna vez he pensado que si algún político hiciera la labor que viene realizando el vicario de Cristo en la Tierra, amén de haberle dado ya el Nobel de la Paz, todos los rotativos del mundo invadirían sus páginas para hablarnos del fenómeno Wojtyla.

Contrariamente, la mayoría de los medios de comunicación vienen silenciando las mayores proezas y logros que Juan Pablo II ha conseguido en beneficio de toda la Humanidad. ¿Quién ignora el valor prodigioso que nos ha demostrado en los momentos más cruciales de su Pontificado? ¿Quién desconoce la entramada trama que había sido preparada en Sarajevo para terminar con su vida? ¿Quién no sabe el valor derrochado por el Pontífice para entrar en el Líbano? ¿Quién no comprende que sólo un hombre como él en el mundo puede reunir medio millón de personas en Beirut, un millón en Madrid, más de un millón en Fátima y cuatro en Manila?

Juan Pablo II está siendo martirizado día a día desde la más tierna infancia. Él conoce muy bien la justicia que apoya a la injusticia. Ha sufrido la pérdida de todos sus seres más queridos. Soportó la violencia en su propia carne hace 16 años, cuando Alí Agca consiguió ametrallarle en la Plaza de San Pedro. Conoce muy bien los trabajos forzados en una cantera, la insidia de los hombres ingratos, las críticas despiadadas que le hacen los detractores de la religión y de Cristo, las divisiones de los cristianos, los prelados y sacerdotes que se oponen al verdadero Magisterio de la Iglesia y a los mismos preceptos de Jesús.

Todo en suma, lo viene soportando un hombre anciano y visiblemente agotado, acostándose a las doce de la noche y levantándose a las cinco de la madrugada para meditar junto a Cristo Sacramentado en el Sagrario, para rezar los quince misterios del Santo Rosario, para celebrar misa dos horas después y hacer penitencia con ayunos y disciplinas. Por eso no le importan las amenazas de muerte. Él sabe que tiene a Cristo y a Santa María de su parte. Y es un convencido del Paraíso que le espera después de un vía crucis que sólo culminará el día de su muerte gloriosa.

Es verdad que el mutismo de tantos intelectuales que conocen mejor que nosotros todo esto, no ha sido óbice para que las mayores multitudes de toda la historia de la Iglesia lo circunden en sus viajes apostólicos. Tampoco ha sido obstáculo para que nuestra querida Iglesia cuente hoy con cien millones más de fieles. Y todo esto lo viene consiguiendo con palabras muy exigentes que intentan triturar a la demagogia política, al hedonismo, al divorcio; enfurecidas contra el aborto, desterrando la eutanasia, fomentando la ética y la moral; condenando a las dictaduras y mucho más a las guerras, y buscando la paz en Cristo.

Él sabe que el hombre está harto de los embustes y sediento de la verdad, pero no se atreve a defenderla porque tiene miedo a vivirla. Por eso nos ha dicho: «No tengáis miedo a Cristo. Abridle las puertas de par en par». Y es de ahí, de la Vid, de Cristo, donde él absorbe la savia para llevarla a los cinco continentes. Pero, infelizmente, hasta que no se muera, no sabremos muy bien quién es este santo gigante que tantos lo desprecian ahora.

Esta entrada me había quedado pendiente de ayer. Cuando este periodista escribía esta nota, todavía faltaba mucho pontificado del incansable gran Juan Pablo II. Lo traigo hoy a la memoria, lógicamente porque hoy en la iglesia celebramos la “Cátedra de san Pedro, apóstol”, es decir, el día en que recordamos la autoridad de enseñanza que el Papa tiene y que ha recibido de Cristo, para mantener la unidad de la iglesia y servirla con su autoridad. Podríamos recordar a muchos otros Papas anteriores y encontraríamos muchísimos prodigios en muchos de ellos, hasta quienes no están muy a favor de la iglesia traerán a la luz algún que otro hecho no muy grato, para estos últimos me gusta contarles un poco la historia de san Francisco de Asís que se ve en la película Hermano Sol, Hermana Luna.  Ese es el pasaje que vemos al comienzo del post:

Por en aquella época no era muy bien visto el Papa y no era muy sencillo llegar a él para por ejemplo fundar una orden como quería Francisco, sin embargo, Dios lo guió primero para que llegara ante su representante en la tierra (y de esa forma obedeciera las normas y leyes como Él también lo hizo aquí en este mundo)  y luego el Papa autorizó la creación de la orden franciscana. Algo parecido por con el Obispo le pasó a Don Bosco, pero nuevamente el Papa supo ver el camino que Dios trazaba y dió su aprobación a la Obra Salesiana. Es decir, el Papa puede tener muchos defectos y problemas, es un ser humano y como tal no es infalible, pero a la hora de tratar temas de la iglesia su autoridad le viene de Dios y Si es Infalible, porque no actúa por sí mismo.

Comprender esto haría a muchos dejar de juzgar tan duro hoy a Benedicto XVI, un gran sucesor de Juan Pablo II, y unirse en verdadera comunión con la iglesia fundada por Cristo, pero por no tener un carisma tan grande como el de su antecesor no goza de “tan buena prensa”, y esto lo pongo así porque ya leíamos como en realidad Juan Pablo II tampoco la tuvo ni la tiene hoy.

Dios todopoderoso, te pedimos que ninguna tribulación nos perturbe ya que nos has edificado sobre la piedra de la confesión apostólica. Protege e ilumina siempre a tu representante para que pueda guiar a toda tu iglesia hasta que alcancemos la vida eterna.

Anuncios

Una respuesta a “¿San Francisco le dió catequesis al Papa?

  1. Pingback: Hablemos de la Iglesia y el Papa (Parte II) | Compartiendo·

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s